'cookieOptions = {link};'

lunes, 8 de octubre de 2012

Sonreír, (¿Por qué?)

 Se supone que soy joven para comprender lo que siento. Son suposiciones y como tales, pueden estar erradas.
 Me gustaría vagar en la inconciencia, inerte, lejos de mis preocupaciones, como veo que hacen muchos ¿Por qué no puedo ser así? No es que no quiera sentir, simplemente quiero poder ignorarlo cuando se hace doloroso.
 Los veo: sonríen. Se ven felices (¿Son?) y rien por todo, toda ocasión es buena para soltar una carcajada, no importa que tan lúgubre sea el tema: es un buen momento para reir según ellos. Se toman fotografías, cientos, miles, llenan espacios con sus retratos (Todos idénticos entre sí) y les colocan frases que no tiene sentido. Fotos con amigos, novios, familia, fotos sonriendo.
 Soy mas bien reservada. Pero ¿Por qué no? ¿Por qué no puedo negarme a analizar lo que atraviesa mi corazón?
 Los veo: despreocupados, pensando en salir a bailar, comprar mas cosas, y en chicos/as, que podrían estar con ellos. Yo en cambio prefiero escuchar Frühling in París, imaginar mi vida en otra parte del mundo, querer aprender (mucho, de lo que sea, historia, química, literatura) y crear mundo diferentes a este, dónde los árboles sean de colores, y las flores cuenten historias.
 Pero, me gustaría poder ser así: despreocupada, en una esfera de inconciencia. Alejada de las crueldades del mundo que tanto me hieren (aunque no afecten directamente) y reir de las estupideces que surgen.
 Igualmente, aunque lo intente, con fuerza, con rabia, no voy a poder. Va en contra de mi naturaleza ¿Ceder a la indiferencia que hace que el hombre se transforme en un esclavo? Prefiero que el dolor me atraviese.        
             Für alle da.


No hay comentarios:

Publicar un comentario