'cookieOptions = {link};'

viernes, 22 de noviembre de 2013

Si je perds


Si un día me pierdo, no te preocupes. Todo se calma, volvemos a ser amados y amantes. Perdona los laberintos, las curvas imprudentes, las tormentas llenas de escarcha, viento, furia. Perdón por esas cosas. Soy extremista, es así. Y me amas con eso. Y espero poder amarte muchísimos años mas. Dejo que mi cabeza se desarme entre tus palabras.
El diálogo nos quita toda soledad, desarma todo conflicto. La vida puede ser bonita otra vez.

domingo, 17 de noviembre de 2013

Así no me amas

 Si lloro, sería bueno que estuvieras. Que estuvieras apra hacer esas cosas que odias, pero que las haces por la persona que amas, que estuvieras para cuando necesito que me oigan y que si peleamos a pesar de las diferencias me demostraras un poco de apoyo. sería bueno que me ayudaras a borrar mi visión sombría del mundo. Pero en todo esos momentos llenos de subjuntivismo, encuentro a tu fantasma. Y a mi cabeza, usurpando tu vos, diciendome algo que no me dijiste, pero que imagino que dirías para consolarme ¿Qué clase de mierda es esta? ¿Qué se supone que es todo esto? Estoy harta. Harta de que me dejes sola en mitad de las conversación de tu celualr de facebook, de tus auriculares. Y harta sobretodo de que si hago lo mismo, terminas acusandome de abandonadora ¿Sabes cuando vas a notar ese vacío? Cuando me veas caminando con otro ¿O acaso nunca pensaste que puedo irme? Mi libertad no es tuya.
 No es sano vivir de imaginaciones y ausencias que reprimimos. Así que o me dejas ir, o te interesas. Estoy harta.

jueves, 14 de noviembre de 2013

La Noche del Bestiario



 Irme a dormir entre los versos de Neruda, mirando a los ojos de un cuento de Cortazar, escuchando  canciones de otras décadas. Haciendo monografías y trabajos inútiles hechos para hablar sobre teorías y cuentos. Pensando en futuro inexistentes. Muriendo en sueños para revivir con el grito del alba. Me acuna Ulises no leído.
 Y pienso en que lo amo, en que el futuro esta trastocado por él, leo de nuevo Rayuela, me pongo a llorar de esa forma idiota y escandalosa que yo tengo, recupero los trozos de la cordura, me ato la boca y sonrío porque ya no me importa.
 La música se desliza por mi lengua para acabar pintada en cuadros de círculos.

Try to run, Try to hide (The doors) y pensar en vos. Y pensar en la maja desnuda que me mira desde un rincón de la pared desacascarada. Galaxias reventadas en vasos de agua. Cosas de belleza e incoherencia admirables. Una risa que es como un llanto atragantado, esas cosas que hacen que los días sean menos densos.