'cookieOptions = {link};'

lunes, 26 de diciembre de 2016

tristeza

 Te perdí. Te digo que te perdí, porque así juego a encontrarte. A que vas a volver en esta vida y a que no necesito crearme ese lugar infantil donde estamos juntas. Pienso e la injusticia que es quedarse vivo. Y en lo terrible que es afrontarlo en una soledad espiritual.
 Si supieras todo lo que escribí. Escribí cosas como "tan lejos de mis manos" para intentar describirte ahora. Hice muchos versos y muchas angustias. No quiero que sea el modo de recordarte. Pero duele. Sos una astilla en la superificie de mi mente. En esos momentos tristes que se arman de a poco, de reflexiones invasivas y despiadadas.
 ¿En dónde te voy a encontrar? Quizás en las flores, en las cartas. Pero no. No hay vuelta. No hay con que darle.

Memoria Iluminada Julio Cortázar: Lo fantástico.

martes, 6 de diciembre de 2016

Todos los idiotas te nombran
muerte
creen sentir la frialdad del
nombre
no saben siquiera que tras la
muerte
queda un vivo sin alguien que
nombre

(ni siquiera me atrevo a a decir que te extraño)